Lanzarote, el paraíso de César Manrique

César Manrique fue un pintor, arquitecto y escultor originario de la isla de Lanzarote que dedicó gran parte de su vida a la defensa y la protección medioambiental de Canarias.

Amante de su tierra y sabedor de todo el potencial que Canarias ofrece, a lo largo de los años desarrolló diferentes proyectos que trataban de fusionar arquitectura y naturaleza. La preocupación de respetar la identidad del paisaje, y construir en armonía con el entorno se aprecia en todas y cada una de las obras que salpican la isla de Lanzarote.

La isla canaria estará eternamente agradecida por las labores de reconstrucción y protección de Lanzarote. El aspecto actual que luce la isla se debe, en gran parte a su obra y a toda la influencia que ejerció sobre el diseño del paisaje.

El pilar sobre el que trabajó fue la sensibilización sobre el respeto a la arquitectura tradicional de la isla, y desde eso, construyó su propia visión.

Mirador del Río

Este mirador situado en la parte alta del Risco de Famara es especial por ser apenas perceptible desde el exterior. El trabajado camuflaje esconde su estructura tras una capa de piedra que se pierde con el entorno. Te sorprenderá la enorme cristalera, los ojos del mirador que te brindará las mejores vistas, sobre todo si el tiempo acompaña. Los días más claros se ven algunas de las islas del archipiélago Chinijo como La Graciosa, Montaña Clara o Alegranza.

miradordelriop

Los jameos del agua

Junto con la Cueva de Los Verdes, el túnel volcánico producido por el Volcán de la Corona cuenta con otro rincón turístico en Lanzarote: los Jameos del Agua. Se cuentran en la zona norte de la isla. También son conocidos por ser uno de los siete Centros de Arte, Cultura y Turismo de la isla creados por César Manrique para convertirlo en uno de los puntos de interés turístico, de nuevo, en perfecta armonía con el entorno. El nombre de los Jameos se debe a la formación de un lago interior originado por la filtración del agua al encontrarse por debajo del nivel del mar. El recorrido comienza en una escalera de caracol de piedra volcánica hasta llegar al Jameo Chico, marcado por la vegetación.

jameos2

Monumento al campesino

Esta casa-museo se sitúa en el centro de la isla, César Manrique decidió erguir la construcción en un cruce de caminos crucial, desde él se puede acceder a cualquier punto de la isla. Esta obra arquitectónica está cargada de símbolos, todos ellos giran en torno a la los campesinos. La casa se levanta, sola, sobre el horizonte plano. Sobresale la monumental escultura llamada Fecundidad, un homenaje a los campesinos de la isla. El museo te brindará la posibilidad de conocer los útiles propios de la agricultura isleña. Posteriormente, nuevos monumentos se han anexionado al Monumento al Campesino.

fecundidad

Jardín del Cactus

Más de 1.400 especies de cactus provenientes de todo el mundo te esperan en Guatiza,al norte de la isla. El gran cactus que verás en la puerta será el anuncio de que ya has llegado. El jardín del cactus se trata de la última obra realizada por César Manrique en la isla. Este lugar, lleno de caminos que serpentean entre los cactus, es un sitio idóneo para pasear tranquilamente, disfrutando del aire salado y la tranquilidad que inundan la isla de Lanzarote.

cactus

¡Reserva tus vuelos y descubre el Lanzarte más artístico de la mano de César Manrique!