Curiosidades sobre Asturias y los asturianos

Si te contamos que Asturias es un paraíso natural lleno de lugares mágicos, donde llueve bastante y que está al norte de España, no te contaremos nada nuevo. Pero no te diremos otra vez lo bonita que es. Como sabemos que es una tierra que enamora por sí misma, queremos que sepas algunas curiosidades sobre la patria querida y la gente tan simpática que la habita: los asturianos.

 1. Las expresiones más asturianas

A un asturiano no le gusta algo, le presta, y tampoco llama a la puerta, solo pica. En la patria querida llueve mucho, pero no se mojan, se ponen pingando. Y todas las frases la acaban con un ho. Si sales por la noche con asturianos y oyes eso de “vamos a entamala, prepárate, porque te espera una buena noche de fiesta. A la mañana siguiente, oirás lo de “quedó estrapayau o lo que es lo mismo, “¡está reventado!”.

Estúdiate bien estas expresiones, porque si no te enteras de lo que te están diciendo, te dirán eso de “¡tas atopau!”.

 2. La bandera y la Cruz de la Victoria

Los asturianos aman su tierra y su bandera, ¡y es que es una bandera llena de significado! A ambos lados de la Cruz de la Victoria se pueden leer las letras griegas alfa y omega, que significan el principio y el fin, entendido como la infinita extensión de Dios. La Cruz de la Victoria es una cruz latina de madera de roble que se encuentra en la Catedral de San Salvador de Oviedo, donada por el rey Alfonso III a principios del s.X. La inscripción que se puede leer en su reverso es: “Hoc signo tvetvr pivs. Hoc signo vincitvr inmicvs”; que significa: “Con este signo el piadoso es protegido. Con este signo el enemigo es vencido”.

3. El bable

Aunque solo lo habla el 20% de la población, los asturianos tienen su propia lengua: el bable. Antiguamente, el bable se hablaba en todo el Principado, en León y en Zamora, pero con el paso de los tiempos solo ha permanecido en el primero. Poco a poco va cayendo en desuso, pero está en manos de los asturianos que no termine por desaparecer.

4. La playa más pequeña del mundo

Asturias tiene 345 km de costa con más de 300 playas y calas. Entre ellas se encuentra la que está considerada como la playa más pequeña del mundo, además de ser Monumento Natural: la playa de Gulpiyuri, ¡con tan solo 50 metros de longitud! Formada por el efecto erosivo del mar sobre la roca, se encuentra entre Llanes y Ribadesella. Ah, y por si no fuera lo suficientemente especial, es una playa que se da dentro de la tierra.

5. Asturias, patria querida

El famoso himno fue compuesto en 1926 por un cubano: Ignacio Piñeiro. El artista, fundador del Septeto Nacional y uno de los máximos exponentes del son, compuso la canción en honor a su padre, un asturiano de nacimiento.

6. La reina de los quesos

Asturias es la región de Europa con más variedad de quesos, ¡con más de cuarenta! Aunque también han sufrido la crisis, y mucho, siguen siendo los reyes del sector gracias a la excepcional calidad de sus quesos y a su gran tradición ganadera. Por cierto, el famoso cabrales fue el primer queso asturiano en lograr una denominación de origen, y fue en 1981.

7. El cachopo, las fabes y la sidra

 

 

 

 

 

En Asturias se bebe y se come muy bien, y mucho. El cachopo consiste en dos filetes de ternera –muy grandes- rellenos de jamón y queso. Se come empanado, frito y caliente.

Las fabes o fabada asturiana es la otra estrella de su maravillosa gastronomía, elaborada casi siempre con chorizo y morcilla. Sin duda, el gran protagonista de los platos en invierno.

Y lo más importante: ¡el culín de sidra es bienvenido en cualquier momento del día!