5 visitas imprescindibles para hacer en Berlín

Berlin centro

A partir del próximo mes de octubre Berlín será uno de nuestros destinos europeos  y se une a otras rutas operadas por Iberia Express en Alemania como Frankfurt o Dusseldorf. Queremos que le saques todo el partido a tu escapada, así que te proponemos una selección de cinco lugares imprescindibles que ver en Berlín. Pero ojo, esta ciudad milenaria esconde decenas de rincones para conocer y para perderse. ¡Es sólo un aperitivo!

Puerta de Brandeburgo

1. Puerta de Brandeburgo

Construida a finales del s.XVIII, este punto en el centro de Berlín es uno de los principales iconos de la ciudad. Aunque personajes históricos como Hitler o Napoleón hicieron sus entradas triunfales a través de ella, en realidad su arquitectura revela que nos encontramos ante una aduana de acceso. De sus cinco entradas, la central sólo podría ser utilizada por los miembros de la familia real y otros personajes ilustres, una normativa que estuvo vigente hasta comienzos del siglo XX. Más tarde, con la construcción del Muro de Berlín, el papel de la puerta quedó en segundo plano para recuperar su gloria tras la reunificación de la ciudad. Tanto de día como de noche, es uno de los lugares más atractivos para visitar. En la plaza frente a la Puerta es posible encontrar varios Free Tours en distintos idiomas.

2. Reichstag (Parlamento Alemán)

Muy cerca de la Puerta de Brandeburgo se encuentra este edificio de trazado clásico y sede del Parlamento Alemán. Entre las muchas páginas de historia que ha vivido, destacan la declaración de la República de Weimar y el incendio en la llamada ‘Noche de los Cristales Rotos’ con el ascenso nazi al poder. Como tantos edificios de Berlín, quedó dañado durante la Segunda Guerra Mundial y fue reconstruido posteriormente. Actualmente, las visitas al Parlamento están protagonizadas por la cúpula de cristal que corona la Sala de Plenos. Diseñada por Norman Foster, los turistas pueden recorrer la parte superior en un símbolo por situar al pueblo como entidad superior en la democracia.

Reichstag

3. Alexander Platz

Conocida popularmente como “Alex”, está protagonizada por la Torre de la Televisión, uno de los legados de la República Democrática Alemana. Levantada en 1969, era un símbolo de la superioridad comunista sobre el capitalismo. Tiene 368 metros de altura y desde ella se disfrutan las mejores vistas de Berlín (a 203 metros de altura). Además, cuenta con un restaurante en la parte superior. La plaza es ahora también un punto clave para las compras, los mercadillos de invierno y un buen centro de operaciones para conocer la ciudad por la cantidad de hoteles en las calles adyacentes.

Arte Berlin

4. El Muro de Berlín

El mejor testigo de la historia reciente de la ciudad e icono del mundo moderno. Durante 28 años dividió la ciudad en dos partes, separando a la población en dos monedas y dos ideologías políticas. En total se crearon 81 puntos de acceso entre ambas zonas. Para conocer la realidad que familias y amigos tuvieron que afrontar con la separación hay distintos puntos estratégicos en Berlín: el Checkpoint Charlie, el East Side Gallery o la exposición ‘Topografía del Terror’.

Catedral de Berlin

5. Catedral de Berlín

La Berliner Dom es otro de los edificios representativos de Berlín. Por ejemplo, se puede visitar yendo desde la Isla de los Museos hasta Alexander Platz y es reconocible por su cúpula de color verdoso. De hecho, los 270 peldaños de ascenso a la cúpula permiten disfrutar de otra de las mejores panorámicas de la ciudad. Está próxima al antiguo emplazamiento del Palacio Imperial, lo que la convirtió en el principal centro de actividad religiosa. Como otros tantos lugares emblemáticos, se vio duramente afectada durante el conflicto bélico de la Segunda Guerra Mundial, terminando su reconstrucción en 2002.

 

VER OFERTAS DE VUELOS A BERLÍN