Lanzarote, la isla diferente

Todos tenemos bien metido en la cabeza que Lanzarote es un destino de sol y playa, y no andamos nada desencaminados: increíbles playas de arena clara, aguas cristalinas, un clima envidiable durante todo el año… ¡Pero la realidad de esta isla paradisiaca va mucho más allá! Tan pronto puedes estar disfrutando de un día de playa, o elegir una de las muchas otras actividades de ocio que te esperan en Lanzarote. Desde practicar todo tipo de deportes de aventura, hasta asistir a un Festival Internacional de Cine, pasando por una parada gastronómica espectacular o en un mercadillo típico de Teguise. ¿A que quieres descubrirlo todo? ¡Te lo contamos!

1. Destino ideal para deportes de aventura

El océano Atlántico y su energía tan característica cuentan con una amplia variedad de opciones para disfrutar con el deporte en esta isla tan magnética. Puedes hacer surf en olas de las más potentes de Europa, salir a correr por paisajes de tierra de fuego oscura, pedalear por el interior de la isla para acabar con un buen chapuzón en la costa, salir de expedición de submarinismo… ¿Por dónde empezarás? Viento, olas, vibraciones volcánicas y fondos marinos únicos para vivir Lanzarote al máximo.

2. Una agenda cultural completísima

Es muy fácil moverse por Lanzarote. Desde sus centros turísticos: Puerto del Carmen, Playa Blanca y Costa Teguise, se puede llegar a cualquier rincón de la isla, algo necesario si queremos abarcar su gran cantidad de planes culturales. Danza, exposiciones, música, teatro… ¡Tú decides! Opciones de ocio que convierten a Lanzarote en una isla de muchos contrastes. No nos podemos olvidar de sus festivales musicales, como el itinerante Arrecife en Vivo, o de sus mercadillos de artesanía típicos, como el de Haría. ¡Y qué decir de su arte! La creación de César Manrique es imprescindible para una experiencia completa en la isla: los Jameos del Agua o el Mirador del Río; ubicaciones emblemáticas casi al nivel del Parque Nacional de Timanfaya.

3. Cocina irresistible

“Saborea Lanzarote” nos sirve para indicar una de las mejores facetas de esta parte de Canarias, y a su vez es un proyecto creado para mostrar la gran variedad de productos gastronómicos de la isla, y lo consiguen a través de eventos como festivales o ferias como la del Queso y la Cabra. ¿A ti también se te hace la boca agua? No se nos ocurre mejor plan que disfrutar de unas buenas papas arrugás con mojo con vistas a una de sus muchas playas de arena dorada. Muchos son los platos que completan a la cocina lanzaroteña: lapas con mojo verde, pulpo a la plancha, cabrito, vieja… Además de complementos vitales como el gofio o el sancocho.

Lanzarote es, sin ningún tipo de duda, un paraíso de costa, naturaleza y buen tiempo, al que hay que sumar todas estas otras caras que también tienen mucho que aportar a la hora de descubrir la  total esencia de esta isla. No tiene otro nombre que el de espectacular.

¿Preparado para tu próxima aventura? ¡Reserva tu vuelo ahora!